martes, 23 de diciembre de 2014

La invención de Hugo, opinión



Recuerdo que cuando estrenaron esta película en el cine la navidad de hace tres años me llamó mucho la atención el tráiler y pensé en ir a verla pero al final, no recuerdo por qué razón, no fui a verla y me olvidé de ella hasta que el otro día por fin pude verla en la comodidad del salón de mi casa digo eso para consolarme porque la verdad es que creo que es la clase de película que merecería la pena haber visto en la pantalla grande.

La película está basada en un libro con el mismo título del escritor Brian Selznick y cuenta la historia de Hugo, un niño que vive solo en una estación de tren parisina en los años 30, y el enigmático dueño de una juguetería.
Hugo en una escena de la película

Este es más o menos el resumen que aparece en la Wikipedia y no voy a añadir mucho más porque no quiero descubrir nada y también porque en mi opinión esta es una de esas historias en las que la trama no es tan importante como estas otras razones para verla:

1.     Disfrutarás de unas espectaculares vistas de París.

Películas como esta son las culpables (en el buen sentido) de que luego uno se decepcione cuando visita en persona la Ciudad de la Luz.

2.     Impresionante fotografía.

Una fotografía mágica con colores saturados pero elegantes. Cada fotograma de la película sacado de su contexto podría convertirse en un cuadro precioso.

3.     Un elegante aire teatral.

Puede que fuera la música, los colores de los que ya he hablado o las emocionales actuaciones (tal vez tiene algo que ver el que fuera rodada en 3D) pero algunas veces tienes la sensación de estar viendo una obra de teatro en lugar de una película.

4.     Inspiradora

La película fue dirigida por Martin Scorsese con cuyo trabajo, sinceramente, no estoy muy familiarizada pero por lo que he visto por ahí los espectadores coincidieron en que esta película se salía de su esquema habitual. Personalmente, la preciosa escenografía que ya he comentado y algunos toque surrealistas muy bien llevados me traían a la mente todo el tiempo las mágicas películas de Wes Anderson. 

5.     Personajes entrañables y bien construidos.

Incluso los secundarios son tiernos y tienen su propia historia. Mi personaje favorito, pese a su aire un poco ridículo y caricaturesco, es el Inspector Gustav probablemente porque pese a empezar siendo quizás el personaje más estereotipado de la película podemos ver una evolución muy bonita en él al avanzar la trama.

El Inspector Gustav

Si con todo esto no os apetece, este pequeño extracto de un diálogo de Hugo es mi última baza:

"Todo tiene un propósito, los relojes te dicen la hora, los trenes te lleven a algún lugar. Así que pensé que el mundo entero era una gran máquina. Ya sabes que las máquinas nunca vienen con piezas extra así que yo no podía ser una pieza extra. Tenía que estar aquí por alguna razón y eso significa que tú estás aquí por una razón también."

Resumiendo, La invención de Hugo me ha parecido una película preciosa, inteligente e inspiradora. Quizás no sea para todo el mundo sino para amantes del género, personalmente va derecha a mi lista de favoritos porque ¿qué hay más gratificante que un final felilz?


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si nos dejas un comentario chulo te enviaremos un gatito.
Promoción válida hasta fin de existencias.
Se nos han acabado las existencias.